miércoles, 4 de mayo de 2011

Tal día como hoy... España volvería a sumirse en el Absolutismo

El 4 de mayo de 1814, hace 197 años, Fernando VII "El Deseado" declara nula la Constitución de 1812 y todas las decisiones de las Cortes de Cádiz, restableciendo la Monarquía Absoluta. Fue uno de los días más nefastos de la Historia de España. Las Cortes de Cádiz, cuya Constitución y obra fue quizá la más liberal de Europa hasta entonces, y significando el primer gran intento por salir del atraso y ostracismo que el Absolutismo y la ineptitud de sus reyes habían sumido al país durante siglos, quedaría borrada a golpe de pluma de "El Deseado", a quien habría que llamar "El Traidor", ya que con el fin de volver al trono había rafiticado la obra de Cádiz para luego darle la estocada. Este ruín y mezquino personaje, uno de los más funestos de la Historia de nuestro país, fue el mayor culpable del devenir del siglo XIX, donde el país perdió de muy mala manera sus posesiones de Ultramar y donde el espíritu de Cádiz y su obra, que sin duda podrían haber configurado una España muy diferente, quedó definitivamente hundido bajo el yugo del Absolutismo.  

Fernando VII "El Deseado", quien se aupó en las Cortes de Cádiz para volver al trono como Rey Constitucional, y quien luego traicionó a las Cortes y a su Constitución, declarándola nula, para volver al Absolutismo borbón de los siglos anteriores. Todo atisbo de modernidad, de liberalismo y de apertura se esfumaban en España en una decisión que marcó el siglo XIX y quién sabe si los posteriores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario